martes, 15 de mayo de 2012

Edad Media

Edad Media

Se llama Edad Media, al periodo de diez siglos ubicados entre la Edad Antigua y Edad Moderna. Se desarrolla entre los siglos V y XV d. de C., iniciándose con las invasiones bárbaras y termina cuando los ideales que caracterizan al medievo, empiezan a desaparecer, para dar paso al renacimiento.

La Edad Media para su mejor comprensión se divide en periodos. El primero se denomina  Temprana Edad Media, el segundo Alta Edad Media, el tercero , Baja Edad Media. Cada una de estas edades presenta una serie de características que las definen como tal. Veamos, la Temprana Edad Media, comprende entre los siglos V y IX, donde se desarrollan  las invasiones de los pueblos extraños como fueron los hunos, germanos, árabes, normandos y esclavos. Se impone el reino de los francos y de allí el Imperio Carolingio. España inicia la reconquista a partir de la invasión árabe. En Europa predomina la vida rural. No había tráfico monetario. El comercio fue el trueque. La industria tenía un carácter doméstico y artesanal. El analfabetismo estaba presente aún en los mismos gobernantes. Estaba presente un estancamiento social, intelectual y económico.

La Alta Edad Media, abarca desde el siglo IX al XIII d. C.. Es el periodo más importante por el inicio del espíritu creador. Se empezó a generar un movimiento de renacimiento de la literatura, la ciencia, las artes y la estabilidad política. Surgieron las naciones-estados con la aparición de los diversos estados europeos. Crearon universidades, la investigación científica y humanística. Además, se desintegra  y finaliza el Imperio Carolingio. Surge el sistema feudal. Aumenta la fuerza de la Iglesia Católica como guía en los pueblos occidentales. Se realizan las cruzadas, surge la clase burguesa.
La Baja Edad Media, comprende entre los siglos XIII y XV. En este periodo surge la centralización política y la monarquía absoluta. Cosideración de la burguesía como la clase más importante. Se camina hacia el capitalismo como base de la propiedad, en el tráfico del dinero y la explotación industrial. Ea la Iglesia católica surge un movimiento religioso por la que una gran parte de la población de Europa se sustrajo a la obediencia del papa, dando origen a las iglesias protestantes denominadas Luterismo, Calvinismo y Anglicanismo.

Las Invasiones Bárbaras.
El término bárbaro proviene de los griegos, y con este nombre denominaron a todos los pueblos que no hablaban helénico. Los romanos llamaron bárbaros a los pueblos que estuviesen fuera de la cultura mediterránea, la romana y la helénica.
Los pueblos bárbaros estaban constituidos por los germanos y los hunos. En principio fueron invasiones pacíficas y luego violentas a Europa, por la necesidad que tenían los invasores de mejores tierras y la tentación que presentaba el imperio romano. La economía se hizo agrícola y rural. Se realizaron entre los siglos IV y V.
Los germanos de origen indo-europeo, habitaron el centro y norte de Europa. Las oleadas germánicas, destruyeron numerosas ciudades y poblaciones del Imperio Romano y restablecer sus reinos. En la Ibérica: el reino ostrogodo, en Britanía el Reino Anglosajón, entre otros. Estos pueblos vivían una vida dedicada al pillaje, otros frecuentaban  el pastoreo. La organización política era muy elemental y obedecían al individuo que mostrase mejor valor, a este le hacían Rey.

Los ancianos eran consejeros, practicaban la superstición  y la religión politeísta, por creer en diferentes divinidades.
Los hunos, de origen mongol, ocupaban el Centro de Asia trataron de dominar el imperio Chino, pero fueron rechazados. Eran guerreros feroces y sanguinarios, lograron invadir las Galias, lucharon contra los francos que opusieron fuerte resistencia. El más temido fue el rey huno Atila y trato de apoderarse de Italia, especialmente de Roma., lo que no realizó, por los ruegos del Papa León el Grande, regresando al reino Panonia, a orillas de Danubio y murió en el año 453, envenenado. Atila se llamaba así mismo el Azote de Dios y hacía alarde de que donde pisaba su caballo no volvía a  nacer la hierba.

Causas de las invasiones bárbaras.
Estas causas se dividen en económicas, políticas y militares. Las económicas surgidas por la pobreza y la escasez de recursos económicos en que vivían los pueblos bárbaros. Vieron en los romanos y sus tierras oportunidad para ser como ellos: la vida cómoda y abundantes  lo que querían tener para sí. Las políticas, la presión ejercida por los hunos a quienes obligaban a los pueblos más débiles a huir al occidente para defenderse de las atrocidades de los pueblos orientales. Militares, los bárbaros siempre estuvieron en lucha permanente para defensa de la vida a los ataques imprevistos de otros pueblos más aguerridos.

Consecuencias de las Invasiones.
En lo político, desaparece el imperio romano de Occidente para dar paso a numerosos reinos bárbaros, de los cuáles el único que subsistió fue el de los francos. En lo social la desaparición de la esclavitud y el surgimiento de la servidumbre, como pacto de las bandas de guerras germanas en que los seguidores  se comprometían a servir y a obedecer en todo, a sus jefes. En lo económico desaparición del comercio y la industria de los pueblos vivilizados. La vida económica de los nuevos reinos tendría su base casi exclusivamente en el trabajo del campo, el comercio en el trueque y la industrial se hace doméstica.
En lo espiritual, se impone el cristianismo. Los jefes bárbaros y sus seguiudores abrazan la fe cristiana  y tienen como consejeros  a los altos jerarcas del clero. En lo cultural, desaparece la cultura grecolatina y el clero se hace guardían  de ese legado, la masa es ignorante llegando hasta los propiuos reyes.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada